La Adriática. Sevilla.

La Adriática. Sevilla.

La Adriática.

José Espiau y Muñoz, 1914-1922.

Avenida Constitución, 2. 41004 Sevilla.

El edificio de La Adriática, más conocido como “Edificio Filella” por la confitería que alberga en su bajo comercial, ocupa un solar triangular con agudo chaflán al inicio de la Avenida de la Constitución en Sevilla, reforma urbana operada a principios del siglo XX para conectar la Plaza Nueva con la Catedral, Archivo de Indias y Puerta de Jerez. Erigido siguiendo un peculiar estilo eclecticista que combina detalles de los estilos más destacados de la arquitectura tradicional andaluza (nazarí, plateresco…), forma parte de un grupo destacado de construcciones que fueron promovidas en la Sevilla de la época aprovechando el tirón de la Exposición Iberoamericana, que, tras varios retrasos, finalmente se celebraría en 1929.

El elemento más característico del edificio, de planta baja y tres alturas sin contar los remates, lo hallamos en el cubillo que forma la unión de la Avenida con la calle Fernández y González. Un amplio voladizo de planta semicircular integra una galería de arquillos polilobulados que tienen su antecedente más directo en la Alhambra granadina. Mosaicos cerámicos recubren las enjutas. El segundo piso, que incorpora una terraza a la que se abren huecos recercados por bandas de raíz plateresca, da paso a un tercer nivel macizo cuya principal característica es la hábil combinación cromática de los distintos materiales, abriéndose en esta planta ventanas geminadas de estética neonazarí. El último cuerpo lo constituye un tambor que sirve de base para la cúpula semiesférica recubierta de cerámica esmaltada y restituída en la última restauración, tras haber sido eliminada hacia 1970.

En la fachada recayente a la Avenida de la Constitución se repite el mismo esquema estilístico que hemos detallado para el cubillo. Dividida verticalmente en tres calles, las laterales, más estrechas, sobresalen del plano de fachada. En el primer nivel, vemos cómo la galería del mirador curvo se prolonga incorporando desde arcos gemelos ojivales en los extremos hasta peraltados, todos ellos polilobulados, en el sector central. El segundo piso, delimitado por ventanas ojivales recercadas por bandas de grutescos, sirve de base a un tercer piso al que se abren grupos de huecos de inspiración neoárabe. La última planta la constituye una terraza plana visible desde la calle, rematándose el lateral izquierdo con un piso más rematado por almenas.

Hay que destacar que toda la fachada presenta una variada riqueza cromática y material, incorporando desde la cerámica vidriada blanca y azul, hasta el ladrillo caravista rojizo, pasando por las labores de forja y yeserías y estucados en los detalles y recercados. A tener en cuenta también la delicada estructura metálica que se deja vista en algunos puntos y actúa como solución estética en fuerte contraste con los materiales tradicionales, caso de las amplias terrazas de la planta segunda.

José Espiau y Muñoz (Sevilla, 1879-1938) fue un destacado arquitecto regionalista del primer tercio del siglo XX. La práctica totalidad de su obra puede encontrarse en la capital hispalense, destacando entre sus creaciones el Hotel Alfonso XIII o diversos edificios comerciales o de viviendas, caso del conocido como “Ciudad de Londres”, en la calle Cuna.

Fuentes consultadas:
http://sevillapedia.wikanda.es/wiki/Edificio_La_Adri%C3%A1tica_(Sevilla)
http://esasevilla.blogspot.com/2011/04/la-cupula-de-la-adriatica.html
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s